Skype: mi nuevo mejor amigo.

Logo Skype

¡Aventureros!

Hoy hablamos de Skype. Seguro que la mayoría de vosotros lo utiliza como parte de su rutina diaria y seguro que muchos no se han dado cuenta de la verdadera importancia que tiene una red como esta, o a lo mejor si.

Hablamos de Skype, porque probablemente sea una de las herramientas más utilizados por todos, y seguro que, en muchos casos, la primera de este tipo con el que tuvimos contacto.

Como ya sabéis, creo que podemos considerarnos unos afortunados al vivir en la era de la información, telecomunicaciones, Internet, etc.. Este es un tema que ya mencioné aquí de pasada. No se si la gente es consciente hasta dónde llega la importancia de Skyoe.

Por poner un ejemplo, los primeros Erasmus que osaron a dar este gran paso (ya que entonces era algo nuevo y desconocido), no olvidemos que fue hace ya casi 30 años. Obviamente, en aquel tiempo las telecomunicaciones eran muy distintas.

Normalmente, durante el periodo de estudios, los Erasmus no volvían a casa o no recibían tantas visitas, porque principalmente no existían las aerolíneas de bajo coste. Pero es que además, para comunicarse con su familia lo hacían o por carta o por teleconferencia muy de vez en cuando, lo que además les suponía un gran coste. Ni qué decir que a nosotros hoy en día nos parecería impensable. 


Cómo nos ayuda en nuestra vida diaria

 

Aquí vamos a hablar de Skype desde el punto de vista de la comunicación interpersonal

Y es que Skype, estando fuera y lejos de casa te hace sentirte más cerca. Pero es que además, en muchos casos fomenta la comunicación

Ni que decir tiene de la sensación de hiperrealidad que produce el ver y escuchar y poder interactuar con tus seres queridos. Como ya lo hemos visto en las relaciones a distancia es crucial, y fomenta la creación de lazos más íntimos por la comunicación que crea en la pareja.

conversacion a tres Skype
Foto vía Vida Digital
fomento de la comunicación gracias a Skype
Foto vía Up to Down















Además, seguro que a muchos les pasa, ahora que están fuera, o cuando lo han estado, probablemente utilizan un tiempo determinado cada día para hablar con sus familias (amigos, novios, etc).

Este es un fenómeno increíble. Dado al ritmo ajetreado de vida que llevamos, muchas veces seguro que no nos paramos una hora de cada día a hablar con nuestra madre, por ejemplo, sentados cara a cara sin hacer nada más que hablar de cómo estás, o qué tal ha ido el día.

Seguro que habrá afortunados que lo hagan. Pero la mayoría se sentirá identificado en estas palabras: convives con tus seres queridos, haces tareas del día, pero realmente no paras tu mundo y tu ritmo vital para “simplemente” hablar. 

Sigues el ritmo de vida frenético y no te paras a pensar en muchas cosas que a lo mejor deberías. Por eso, con la entrada de hoy queríamos invitaros a todos, estéis fuera o no de casa, a reflexionar sobre este tema. 

Queremos que las experiencias, buenas o malas, y las cosas importantes que estamos viviendo debido a esta gran movilidad internacional debemos compartirlas para ayudar a todos los que les pueda servir. 

Y es que la frase “nunca sabes lo que tienes hasta que lo pierdes” muchas veces es cierta, y aunque en este caso no lo perdamos del todo, estar fuera de casa te hace valorar muchas cosas que estando en ella a lo mejor no lo hacías.

Hemos recogido algunas opiniones acerca de este programa:

“La verdad es que cuando mi hija estaba “allí” no sentía que estaba tan lejos ni la echaba tanto de menos gracias al Skype, ya que cada día hablábamos y la veía, y veía que estaba bien y eso me animaba mucho”


“Muchas veces lo que tienes con ese programa es una especie de relación amor-odio: te permite ver a esa persona casi como si la tuvieras a tu lado, pero también te recuerda que no puedes tenerla… Pero en realidad, ¡qué haríamos sin él”

Y ya, si hablamos del plano laboral, es un instrumento que ayuda mucho y ha cambiado en muchas veces y ayudado al método de trabajo. Como reuniones a través de Skype, entrevistas de trabajo e incluso clases particulares.

Y vosotros, ¿utilizáis habitualmente Skype o alguna otra herramienta de este tipo? ¿Os habíais parado a pensar la importancia que tiene en vuestras vidas?

*Hemos encontrado un proyecto súper bonito realizado gracias y a través de Skype.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *